lunes, 21 de diciembre de 2015

¡Novela Corta como regalo navideño!


 Y gracias a la página española Ficción Científica, que tanto nos apoya, y a su director José Antonio Cordobés Montes, he aquí una novela corta escrita a cuatro manos como regalo navideño (un tanto extraño, eso sí).
 Escribimos EL SEÑOR DE LA LLUVIA  entre Facundo Córdoba y yo, casi como un juego, y terminó convirtiéndose en una experiencia fabulosa junto a un gran escritor y amigo.
 Como ya dije, la novela es de descarga gratuita y está en varios formatos, 
pinchando  AQUÍ  pueden obtenerla.
 Ojalá disfruten tanto su lectura, como nosotros su escritura.
 ¡FELICES FIESTAS!







domingo, 13 de diciembre de 2015

Dos cuentos míos sobre H. G. Wells (uno en colaboración) y un regalo más


Acaba de salir El Número 145 de la Revista Digital miNatura (el cual puede descargarse gratuitamente como .pdf en castellano pinchando aquí... o en su versión en inglés: aquí) dedicada al Universo H. G. Wells, y estoy muy feliz, no sólo porque dos cuentos cortos míos (uno en solitario y otro en colaboración con un fantástico escritor) salen allí, sino porque también sale un cuento de mi marido, el escritor Guillermo Echeverría.

Universo H. G. Wells realizada por el ilustrador Rubén Paricio Font

Así que ahí encontrarán, entre otros cuentos de maravillosos autores, estas tres historias:


La #31: "Azul" de Teresa P. Mira de Echeverría y Ricardo Acevedo Esplugas (gran escritor cubano y director de la citada revista).

La #56: "Jonathan H. Corvus" de Teresa P. Mira de Echeverría (traducido al inglés por el generosísimo escritor y traductor Lawrence Schimel).

La #61. "Comida" de Guillermo Echeverría (mi esposo).



¡HIPER FELIZ!


martes, 24 de noviembre de 2015

Cuento-regalo (agradecimiento): "El monstruo de la pared"


 Hace muy pocos días cumplí años y quería hacerles un regalo a todos los que "me siguen" (o, mejor, dicho: asombrosamente les gusta lo que hago, y encima me apoyan).
 Tanta gente fue TAN GENEROSA conmigo, y de tantas maneras diferentes, que me movieron el piso. Me di cuenta de lo que quiero y a quienes quiero. Amigos de años, amigos recientes... ¡Y también pude ver cuanta gente hay allí afuera leyéndome!
 De modo que, como había escrito este pequeño cuento hace unos meses (basándome en dos imágenes fabulosas) como un ensayo efectuado dentro de nuestro taller de escritura de CF ("Los clanes de la Luna Dickeana"), trabajando sobre la posibilidad de realizar una antología NEW WEIRD; hoy decidí compartirlo con todos ustedes, como mi más auténtica y humilde forma de agradecimiento: la que mejor sé hacer... una historia.
 Ojalá les guste.


 ############################################################# 


EL MONSTRUO DE LA PARED

Teresa P. Mira de Echeverría

  
El viento arrastraba las pocas hojas sueltas que quedaban del pasado otoño, junto con una enorme cantidad de papeles y basura. Los deshechos jugaban entre sí, retándose a una carrera como niños harapientos pertenecientes a alguna especie desconocida. Incluso en el rumor que provocaban sobre el pavimento de las avenidas y en la grava suelta de los callejones, había un lenguaje simple y maravilloso.

Faith47 (Street Art... en Túnez)
Algunos pájaros trinaban en sus jaulas, muy arriba. Retazos de naturaleza fuera de temporada. Sonidos que se asomaban a las ventanas de los patios internos, lejos de los estecos hambrientos que reptaban entre las alcantarillas y alzaban sus ojos anaranjados hacia aquel manjar prohibido que cantaba su eterna imposibilidad.
Cuando la muchacha terminó el grafiti, metió apresuradamente las latas de pintura en aerosol en la gastada mochila: blanco, negro, gris, siena... no más que eso. Luego apoyó la palma de la mano izquierda sobre la pintura fresca, como una firma, una mancha en la grupa del pegaso-unicornio: la marca de pertenencia.
El caballo galopaba con la cabeza baja. Las alas inmaculadamente blancas extendidas por entre los ventanucos de un edificio múltiple. El cuerno hacia adelante, desafiando a los transeúntes, teñido con el pigmento azafranado que tiznaba la pared de adobe: los negros y grises del aerosol que habían licuado el fondo, que ahora caía como una gota de oro rojizo a lo largo del estilete córneo, para luego deslizarse, pared abajo, como si el animal fabuloso hubiera hendido y lastimando el tejido viviente de la realidad mientras trataba de salir a ella.
La muchacha le echó un último vistazo sobre el hombro antes de abandonar el pasaje. Pronto alguien lo mancharía, orinaría o escribiría sobre él, o simplemente lo blanquearían a la cal. Pero para ella había valido la pena darle vida. Le guiñó un ojo y con una sonrisa auténtica pero cansada, dio vuelta la esquina. De golpe, como si esas ideas no fueran suyas, como si alguien se las inspirase… o inoculase, ya había en su mente otra criatura por nacer y otra pared esperándola.
El tordillo blanco y gris, de crines negras, alas blancas y cuerno de ónix, pareció temblar al verla irse, o tal vez era a causa del frío de la tarde. La gota rojo-azafrán caía más y más desde la parte media del cuerno, y ya casi estaba tocando el piso.
David apareció por el otro extremo del callejón y dio unos pasos hacia él. Hacía meses que seguía a la muchacha (Esperanza, tal como se había rebautizado a sí misma), deteniéndose a revisar todas y cada una de sus obras. Sabía que la chica pronto lo conseguiría, pero nunca había creído que fuese a suceder tan pronto.
David Palumbo (Equoid)
El hombre de impecable gabardina de lana negra y botas cortas de charol, se acercó al grafiti. Apoyó su mano sobre la huella que había estampado Esperanza, y envolvió su contorno con el suyo. Y el suyo quemaba. El caballo corcoveó tan débilmente que podría haberse dicho que aquello no era más que una ilusión óptica provocada por la fluctuante luz amarillenta de los faroles al encenderse.
Pero las hojas y la basura hacía rato que habían huido de allí, y los pájaros estaban mudos en las alturas.
Cuando el unicornio al fin rasgó del todo la trama de la realidad, la cosa que emergió era oscura y viscosa, de ojos luminosos y crines como barbas semovientes negro-amarronadas. Las alas parecían un racimo de tentáculos que pronto rodearon a David, mientras el ejemplar daba vueltas a su alrededor, lejos de la prisión/cuna de la pared.
 Los ojos, de un amarillo casi blanco, eran pequeñas y vacías luces de locomotora. David le sonrió y le susurró en las carcomidas orejas, a medio camino entre un constructo mecánico y una aberración biológica: “Tranquilo, muchacho; tú y yo siempre hemos sabido que todo depende del punto de vista, ¿no es así?”


 Teresa P. Mira de Echeverría



 #################¡GRACIAS, AMIGOS! #################




miércoles, 21 de octubre de 2015

Un buen siglo para ser un jedi... y no tener miedo de serlo


 Y sí, yo crecí con esas imágenes y estos símbolos. Éste es mi mito contemporáneo (en más de un sentido), y se transformó en parte de mi vida.
 Soy de las que suelen citar a Yoda (así como también recito La letanía contra el miedo de las Bene Gesserit del libro Dune de Frank Herbert)...
 Freak, queer, nerd, todo en uno: paquete completo... Y, sí, orgullosa de serlo.
 Así que me armé un compendio-base y lo puse aquí...

Primero, el último trailer de Star Wars VII: El despertar de la Fuerza, que me hizo gritar y llorar de emoción, y tener una explosión de felicidad...


 Después, siendo que uno siempre soñó con ser un jedi y tener un sable de luz y volar en un Ala X (aunque me sale mejor en Ala Y, tengo que admitirlo); el primer y principal obstáculo de un jedi a vencer: el MIEDO.
 Así que aquí está la letanía contra el miedo...



 Y, finalmente, algo que NO me gusta hacer: poner frases que parecen de autoapoyo... pero el problema es que esta frase de verdad es buena, demasiado como para no ponerla.
  La extraigo directamente del lugar donde la vi.
 ¿Y por qué esta frase? Bueno, porque identifica las cosas que cité antes: la gloria de la aventura de ser tu propio héroe, tu propio jedi (de ser "llamado" y abrirte a ese "llamado", a esa vocación de lo que de verdad quieres ser); y la identificación del miedo contra el cual peleas... o con el cual trabajas...


 Bueno, esta era la idea. Espero se entienda.
 ¡Que la Fuerza los acompañe! (se llame como se llame para cada uno de ustedes)



viernes, 9 de octubre de 2015

Crecimiento


  Desde hace un tiempo, un par (más de dos, jeje) de personas que admiro mucho me han dicho "amiga" (o al menos no salieron corriendo cuando yo les ofrecí mi amistad.. de la de verdad, se entiende)... hoy mismo, ayer, hace unos meses...

Homesick de René Magritte
(pero a mí me evoca todo lo contrario)

  Se supone que es algo muy "entre nos" como para contarlo acá, pero no me cabe en el pecho tanta alegría (me salgo de mí misma por nombrarlos, pero ellos saben quiénes son) y voy a romper mi regla de FB o el Blog no son para estas cosas porque al final fue también por estos medios que conocí a muchos de ellos por primera vez!!!!!
  En estos años me han hecho el honor de ser mis amigos gente maravillosa, de esa que uno sueña con tener de chica, ¿vieron? (Bueno la gente del taller sabe bien de eso).
Pero esta nueva cosecha de gente maravillosa (escritores, editores, traductores, ayudadores, lectores) y de tantos lugares del mundo tan lejanos (o cercanos) que confían en mí... ¡Wow! Realmente no lo puedo creer.
  No soy una persona solitaria (aunque eso creí o quise creer por años), necesito mucho de los demás, y no veo eso como una debilidad sino como una fortaleza; pero una fortaleza difícil de alcanzar, porque requiere de gente maravillosa a tu alrededor y es un don precioso que ellos quieran estar ahí.
  Ni en mis más locos sueños creí que esto sería posible... hago el repaso mental de ellos y me marea la cantidad de gente generosísima conmigo.
  La Ciencia Ficción me ha dado mucho, mucho, mucho: refugio, esperanza, mi gran amor (el Hopper de este Rockwell... guiño de Facebook), propósito, diversión, orgullo, discernimiento, crecimiento, vocación, consuelo, maestros, sueños... Pero ahora, encima, me está dando estos amigos.
  Vale la pena salir de la cueva... Vale la pena tratar de tocas esas estrellas...
  (Y también cuento aquí a aquellos a los que yo les insistí tanto... que los terminé atrayendo a las costas de la ciencia ficción... sí, exacto: ustedes, jeje).
  ¡CÓMO AMO LA CF!
  Bueno, ahora a seguir adelante: a escribir, a laburar, a ayudar; y a tratar de ser digna del regalo de esas amistades de oro puro.


miércoles, 30 de septiembre de 2015

Indirecta (y muy felizmente) en la Celsius 232, España


 OK, el CELSIUS 232 (Fahrenheit 451, en nuestro sistema
es un mega festival de Ciencia Ficción en Avilés, España.

  Dicho esto...

 Me acuerdo cuando me lo comentaron (y fue Mariano el primero que lo hizo): me quedé patitiesa del asombro y la alegría...
 Pero, de pronto, me pongo a ver el video tranquila: el panel es un lujo (Mariano Villarreal González, Cristina Macía, James Womack, Rodolfo Martínez y Elías F. Combarro), el tema súper interesante...  

Me acomodo a disfrutar y... 

 Y llegado a eso del minuto 5:47 del segundo video... 
(el que pongo aquí abajo), 
un generosísimo Elías sale con mi nombre y mi cuento, 
¡y yo termino nombrada en el Celsius 232 de este año!!!!!!!!!!!! 

 ¿Alcanzarán algún día los agradecimientos para amigos tan grandes?




¡Los que me ponen por las nubes son ustedes y de felicidad! Gracias



lunes, 28 de septiembre de 2015

"ANDROIDE" un cuento corto en el blog EL ECLIPSE DE GYLLENE DRAKEN


 Hola a todos.
 Un excelente y finísimo escritor, y buen amigo: Pablo Martínez Burkett, me acaba de publicar en su hermoso blog El Eclipse de Gyllene Draken, mi cuento corto "ANDROIDE"... el cual puede leerse allí directamente también.
 Estoy muy contenta. Es un gusto inmenso estar en ese blog con tantos otros grandes escritores que han pasado por allí (y además con una presentación tan hermosa) y, sobre todo, con un anfitrión de lujo como Pablo:

EL AUTOR INVITADO: Teresa P. Mira de Echeverría


ANDROIDE
Andrew —ella paladeó el sonido en su boca—. ¡Muy conveniente para un androide!
Los ojos absolutamente azules y sin vida de él, la miraron un instante; luego argumentó, mientras se tendía delicadamente en la cama:
—“Androide”. “Andros”. En griego significa “varón” —la voz no era en absoluto lo que ella se había imaginado al enterarse de que se trataba de un modelo tan anticuado. No tenía el típico sonido metálico de los androides de servicio; al contrario, poseía una cualidad aterciopelada—. Pero puedo adoptar la apariencia que sea necesaria, tanto fisonómica como genital.
Ella negó enfáticamente con la cabeza, mientras replicaba:
—¡No, no, por mí así está perfecto!
El cuerpo de Andrew, que resemblaba vagamente a un humano XY, no tenía ningún tipo de ropas ni las necesitaba. Su modelo era tan vetusto que no había posibilidad de confundirlo con un humano verdadero o con uno de esos gendroides de carne y hueso que llevaban tatuados visiblemente su condición de producto manufacturado.
La tosca estructura de Andrew estaba conformada por un modelo a todas vistas mecánico, con un rostro tan ambiguamente varonil como el de un maniquí: brazos y piernas azul cobalto, juntas blancas, el pecho y los costados de cristal brillando con una luminosidad sutil y ambarina.
Terminó de tenderse en el camastro viejo y desvencijado que crujió bajo su peso, y apoyó su espalda sobre el estómago de la joven mujer, quien se hallaba recostada contra la pared. Luego colocó melosa y expertamente su nuca sobre uno de los cálidos pechos de ella.
—¿Y cómo debo llamarte? —preguntó con dulzura su voz de barítono.
Ella puso una mano sobre el hombro de él y la otra encima del cristal de su brillante pecho. Al instante, el androide tomó esa mano en la suya y comenzó a acariciarle los dedos.
—Linda —susurró la muchacha mientras dejaba descansar su mentón sobre la crisma metálica del androide—, puedes llamarme Linda.
Andrew alzó la cabeza y sus ojos sin iris ni pupila la miraron desde abajo: los cabellos rubios le caían lacios y con calculada negligencia sobre los hombros. La boca era frondosa, tal vez un tanto exagerada por algún retoque quirúrgico, pero innegablemente incitante. Los ojos grises eran, evidentemente, lentes de contacto (podía ver el color verde que disimulaban). Él sabía que el gris estaba de moda entre los humanos en esta temporada. O, tal vez, ella no deseaba ser reconocida por los escáneres de identidad… Bueno, eso no importaba.
Mientras tanto Linda miró a su alrededor. La habitación era realmente sórdida. Nada de lo que ella hubiera deseado jamás. Pero lo importante ahora era otra cosa, ¿no?; desde luego no aquel desvencijado papel tapiz color bronce, ni el vaso de agua sobre la mesita, con las flores secas, ni siquiera las ofensivas monedas del último cambio atrozmente amontonadas a un costado de esa cama que compartirían las próxima dos horas, y que era más bien un catre.
Por un momento la chica dudó. Y esa duda se convirtió en una leve vacilación física. Fue un movimiento tan imperceptible que sólo una máquina lo hubiese notado. Y él lo hizo:
—¡No, espera! Tranquila. ¡Verás que te gustará! No haremos nada que tú no quieras. Te lo prometo —entonces Andrew rodó sobre sí mismo y, lentamente, empezó a quitarle la camiseta. Aquellos pequeños pezones mostraban que algo en él sí estaba despertando su deseo— ¿Entiendes…linda? —agregó en un tono más bajo. Y esta vez el nombre era el adjetivo.
Ella sonrió y asintió con fingida timidez, dejándose abrazar por esos apéndices metálicos color cobalto. Sabía que a los androides le gustaba esa actitud en ella; que aumentaba la ilusión que venían a buscar en su cama. La ilusión de ser humanos de verdad y de sentir realmente algo cuando la contrataban para tener sexo… O, como ellos insistían en llamarlo: “para hacer el amor”.
©Teresa P. Mira de Echeverría


 Por favor no dejen de pasar por el blog de este excepcional escritor 
(un sitio que lleva esta impresionante presentación:
Escribo relatos donde lo cotidiano se vuelve extraño, anómalo, siniestro o simplemente terrorífico. Historias que borronean los límites entre lo real, lo imaginario y lo simbólico. Me gusta proponer una realidad oscilante. Aspiro a rescatar el asombro del Universo. Quiero que después de leerme levantes la mirada sospechando el engaño de los sentidos.
y no se pierdan este cuento de su autoría: "El Eclipse de Gyllene Draken" que publicó con motivo del eclipse lunar de anoche que tan bien da nombre a su blog...


martes, 22 de septiembre de 2015

Cuento "DESEO" publicado en Ficción Científica (España)


Fishgirl Explorer  por Carolyn Laplante
 Bueno, una nueva alegría.

 Mi cuento "DESEO" (pinchando en el nombre pueden descargarlo gratuitamente) acaba de salir publicado esta semana en el portal de Ficción Científica .


 Lo interesante de este cuento corto es que hace una especie de tándem con otro cuento también publicado en esa excelente página: "AMOR".
 Una suerte de contrapunto complementario entre los dos cuentos o... bueno, ustedes verán.

 Muchas gracias, amigos lectores, por su apoyo (sobre todos a los "fieles" que me vienen siguiendo desde hace un tiempo ya). Y también a los editores que confían en mis cuentos (nuevamente, gracias José Antonio Cordobés Montes).


Personaje del video juego de rol Mass Effect  desarrollado por BioWare
 Como siempre, apoyo esta publicación con las hermosas imágenes que me inspiraron y con algo de música (ver más abajo el fabuloso video de Faunts). Sin embargo, finalmente, los personajes ahora son 
suyos también y sería muy interesante saber cómo los ven ustedes.

video

 Saludos a todos.



viernes, 18 de septiembre de 2015

Salió a la venta la Antología: DIEZ VARIACIONES SOBRE EL AMOR


 ¡Bueno ya están aquí los libros!
 ¡Salió a la venta DIEZ VARIACIONES SOBRE EL AMOR!



Me siento inmensamente feliz y con una enorme gratitud para todos los que colaboraron e hicieron esto posible: Inés Saubidet y sus once maravillosos grabados, Cristina Jurado y su Prólogo que pueden leer en el vínculo (además de la hermosa presentación en video que colocamos aquí abajo), Guillermo Echeverría quien escribió un cuento conmigo (gracias, mi amor), y Laura Ponce la editora de la obra.

video

 
Los cuentos contenidos en esta antología son:

"La poética de las sirenas"
"Dextrógiro"
"Pterhumano"
"La lámpara de Diógenes"
"A su imagen"
"Spider"
"Otoño"
"Vidrio Líquido"
"El obsequio"
"Como a sí mismo"

 Espero que a todos les guste.
 Cualquier consulta. Escríbannos.


martes, 15 de septiembre de 2015

Nuevo cuento de Guillermo Echeverría publicado en España


¡Otra excelente noticia!

Mi esposo, el escritor Guillermo Echeverría, acaba de ser publicado por el Portal Ficción Científica, de España.

Zdzislaw Beksinski (1976)
Pinchando en el nombre de su cuento aquí mismo: 
"El final"
pueden ir a la página para descargarlo y disfrutarlo.

Una distopía post-apocalíptica estremecedora y con algunos guiños especiales para conocedores o simplemente para los que tengan los ojos abiertos...

Disfrútenla.

(Nuevamente nuestro agradecimiento para su editor: José Antonio Cordobés Montes)



domingo, 13 de septiembre de 2015

Presentación de DIEZ VARIACIONES SOBRE EL AMOR (Parte 1)


 A ver, ¿cómo decirlo? Fue una reunión soñada. No sólo por la enorme cantidad de amigos (a los que hay que agregar aquellos que no pudieron participar pero nos hicieron llegar su apoyo), sino por el grado de compromiso y, sí, por el amor que había en ese lugar...

 Como la crónica de esta presentación va a merecer varias entradas, quiero iniciar con un pequeño regalo: el párrafo del cuento "Pterhumano" que sirvió para dar una muestra del libro (con todo y la imagen de fondo y el sonido ambiente que usamos durante la lectura).



"Jeroen contemplaba la delicada taza de porcelana que sostenía entre sus emplumadas manos. El gris perla de sus dedos enmarcaba el antiguo color crema ya cuarteado, así como la decoración en suaves tonos verde pastel rematada por un borde dorado. Silbó unos trinos cortos. Breves paquetes sonoros que se agrupaban de a tres: dos graves y un agudo.
    Estaba sentado en la mesa de su nido, al lado de la ventana. Las paredes marrón rojizas de la casa de terracota le recordaban las construcciones de los horneros o las nidadas de algunas golondrinas. No las de su propia especie de origen.
     Se había dejado puesto únicamente el bóxer para poder acicalar sus plumas con cuidado.
   El aroma a naranjas y uvas, proveniente del mercado, le llenaba el alma con sueños de libertad.
   Apuró el té de arándanos y dejó la taza sobre el platito. El ruido límpido de la porcelana golpeando contra porcelana se le antojó una puerta, un escape.
  Cerró sus perfectamente redondos ojos castaños, y empezó a limpiarse las apretadas y pequeñitas plumas que recubrían por completo su cuerpo de humano. Sólo su cabeza era la de un pájaro, y era imponente.
    Primero se acicaló las plumas grises de su espalda y brazos, y las grises y negras de sus dedos. Luego, limpió con cuidado el blanco níveo de su tórax, su cuello, su vientre y sus piernas. Entonces se puso de pie, caminó hasta el espejo oval que pendía sobre el pequeño clavicordio, y se peinó las plumas de un rojo anaranjado encendido que cubrían su cara, descendían en un agudo triángulo hasta su esternón, y se prolongaban en una aristocrática cresta sobre su cabeza. 
    El pico, blanquecino y flexible, sonrió primero con orgullo, y luego con abatimiento.
    Se dio vuelta e ignoró el espejo. Su vista se perdió en la única ventana de su nido. La luz de la tarde no llegaba a ser dorada, sino apenas de un almíbar sucio y deslucido. Jeroen volvió a su silla —la única que tenía— e intentó mirar el horizonte que los demás edificios del Barrio de Porcelana le ocultaban.
  Los pedacitos de platos, copas y tazas rotas decoraban, con sus polícromos y complejos diseños, las fachadas de las casas de tres plantas, brillando en miles de colores cuando la luz incidía sobre ellos. Ya fuera la ajada y seca luz del sol, la húmeda y esplendente luminiscencia de las dos lunas, o las humildes pero bellas luces de las farolas de papel que pendían en las calles y sobre las puertas.
   Jeroen apoyó su cara sobre una mano, se inclinó un poco para recibir uno de los últimos rayos del sol, y volvió a silbar. Tres trinos, dos graves, uno agudo."

* * *

Seguiremos con estas crónicas soñadas (fotos, audios y unos videos imperdibles).



viernes, 11 de septiembre de 2015

"A su imagen" en la super revista SuperSonic #2


 ¡Tengo el enorme orgullo de que mi cuento "A su imagen" 
(parte de la antología Diez variaciones sobre el amor
figure en la revista electrónica española e internacional SuperSonic #2 que acaba de salir!


¡Y en qué maravillosa compañía!

SuperSonic #2: Tabla de Contenidos
Portada de Alfred Portátil
Editorial
"Escamas" de Alastair Reynolds
Mutatis Mutandis: Voces de arena y escoria
"Kalamazoo" de Daniel Pérez Navarro
Entrevista a Rosa Montero
"Curse 2.0" de Liu Cixin
Alucinadas 2015
Castillos en el aire
Entrevista a Guillém López
"El Mantis" de Alejandra Decurgez
Fición Científica: Relatos
La resistencia al cambio en la ciencia ficción
"Hot Cross Son" by Steve Redwood
¨Off the shelf" by Steve Redwood
Lo bueno, si breve
"A su imagen" de Teresa P. Mira de Echeverría 
Reconocimiento digital: Aliette de Bodard
Entrevista a Jesús Cañadas
"El átomo" de Nieves Mories
El chamán, el ritual y el mito en American Gods
Ghostwords con Aliette de Bodards
Mi primer Celsius ¿o era Sidrius?
Ciencia-ficción dura en el idioma de Cervantes
A Publisher’s Mistakes: On Conventions (I)
"Origen" de Ángel Luis Sucasas
China Miéville: el architexto de lo extraño
"La hierba" de Ekaitz Ortega
"The Memory-Setter’s Apprentice" de Álvaro Zinos-Amaro
El año que se rompieron los Hugo
Póker de cómics
Ciencia ficción 101: I am Legend
All your shorts are belong to us
Reseña El círculo de los trece monos de César Mallorquí
Reseña de The house of shattered wings de Aliette de Bodard
Reseña A Head Full of Ghosts de Paul Tremblay
Reseña Children of Time de Adrian Tchaikovsky
Reseña Sorcerer to the crow de Zen Cho
Reseña Pronto será de noche de Jesús Cañadas

¡Muchas gracias al equipazo de SúperSonic!


lunes, 31 de agosto de 2015

"Amor" en número recopilatorio de FICCIÓN CIENTÍFICA


Hola, mi cuento "Amor" (aquel del cual Pilar Pedraza dijera palabras tan bonitas), que tantas cosas buenas me ha dado, agrega una más:

Hoy acaba de salir en el número recopilatorio gratuito de
[si pinchan en el título de arriba pueden descargar todo el libro gratis]


Una gran alegría estar con tantos autores interesantísimos. 
Y encima con prólogo de Miguel Santander.

Muchísimas gracias a su director: José Antonio Cordobés Montes.



miércoles, 19 de agosto de 2015

¡Presentación de mi Antología de Cuentos!


Los invito a la presentación de mi primera antología de cuentos: 
amigos, colaboradores y lectores, todos juntos compartiremos un muy buen momento...



PRESENTACIÓN DEL LIBRO DE 
Diez variaciones 
sobre el amor
(Una antología de cuentos de ciencia ficción y fantásticos)


Escrito por: Teresa P. Mira de Echeverría

Con grabados originales de: Inés Saubidet





“Los cuentos que vas a leer proceden de la habilidad creativa de Teresa P. Mira de Echeverría, una hechicera de las palabras que investiga a través de sus ficciones la dimensión afectiva de ese “otro”. Diez Variaciones sobre el Amor recorre una gradación de afectos, desde la amistad a la pasión, pasando por el cariño fraternal y paternal, y llegando hasta su ausencia.
La habilidad con la que la autora teje situaciones fantásticas en escenarios insólitos es asombrosa y sin embargo, habla de cuestiones vitales intemporales, como la percepción de uno mismo en el conjunto del universo desde la perspectiva del amor, tomada en el sentido filosófico del término: una virtud que, en el ser humano, implica desplegar bondad de diversas maneras y hacia distintas entidades.”
 (Cristina Jurado, escritora)



Con la participación de: Guillermo Echeverría
Prólogo de: Cristina Jurado
Edición al cuidado de: Laura Ponce



SÁBADO 12 DE SEPTIEMBRE DE 2015
A LAS 17 HS.
FUNDACIÓN VOCACIÓN HUMANA
Aráoz 1942 (entre Guatemala y Soler)
Teléfonos: 4831-4460 / 4831-0284 / 154-405-6565
info@vocacionhumana.org





viernes, 7 de agosto de 2015

¿CUÁNTAS VECES TENÉS EL ORGULLO DE QUE TE NOMBRE CARLOS GARDINI​ EN UNA NOTA? (y encima rodeado de varios amigos)

Es demasiada alegría como para no compartirla...

-Más allá de la controversia de los géneros, ¿cómo ves la ciencia-ficción y el fantástico en general en nuestro país [Argentina]?
-Si hablamos sobre lo que se hace hoy en día, soy el menos autorizado para opinar sobre esto. Mi visión es muy limitada, porque últimamente he leído pocas cosas nuevas y no estoy vinculado a ningún movimiento, taller ni organización. Esta pregunta es más indicada para los que bregan por la difusión de nuevas voces desde las publicaciones que dirigen: gente como Luis Pestarini, Laura Ponce, Daniel Vázquez, etc. Y sin duda muchas de esas nuevas voces se hacen oír: Pablo Dobrinin, Teresa Mira de Echeverría, Germán Amatto, Néstor Toledo, Alejandro Alonso, Claudia Cortalezzi, por nombrar algunas. O también aparece una novela tan inquietante como El Corrector de la Historia, de Gabriel Guralnik.

La hermosa (e imperdible) nota entera es parte de la presentación de su libro La Ciudad de los Césares:




¡Dos comentarios de "Memory" en Goodreads!

Memory: a novelette 
by 
2522484
Donna Hutt Stapfer Bell's review
Aug 03, 15

Read on August 03, 2015

Wonderful

Does what I remember traditional hard science fiction did before fantasy, before Star Wars...it took familiarity and set it on its head, making you wish for something you'd never known before. Good. Really good.


by 
15644371
May's review 
Jul 27, 15

Read on July 25, 2015

3.5 actually.

I received a free e-version copy of this story from the publisher in exchange for an honest review. Thank you so much!
This novelette, written by an Argentine author, is the story of Jedediah, a Mars colonizer, who tells his story from his younger years to his adulthood.
Jedediah’s life was always marked by the silence of his father, the dustiness of Mars, his solitude, and his neighbor’s pink car. One day, he meets Ajax, a native, one of the people who were genetically created and modified to the terraforming of Mars. The natives’ lives should be entirely devoted to making Mars a suitable place for humans. Later, they would be used as slaves. Ajax was one of the leaders of the revolution intent on freeing Mars from human captivity. Even though they only met once when Jedediah was young, a connection was formed. Jedediah grew, started working, and then set off to find Ajax. Meeting him, he found more than he was expecting: he found love, a sense of belonging, a home.
The novelette is divided into several short pieces, each one telling a little bit of Jedediah’s growth and how he views the planet he lives on. We get to see his childhood, his adulthood, and his own children and how Mars modifies them and connects them.
It was a lovely narrative about human behavior, emotions and actions: colonization, coming of age, love, sexuality, family, right and wrong, memory, and many other themes were discussed in this short narrative. The singularity of Mars gave space to a singular narrative, in which different characters, perspectives, and situations were intertwined to form a unique, and sometimes thought-provoking, story. The importance of memory and its role, how it modifies the way we behaved was explored in a different way, in which the consequences of one’s actions could transform the future radically and alter not only the person’s reality, but the reality of a whole world.
I would recommend this novelette if you are interested in a quick, deep read and, of course, if you like science fiction stories!



sábado, 1 de agosto de 2015

Cuento de mi marido, Guillermo, publicado en NM


 Un bellísimo, perturbador —y aún así altamente esperanzador cuento de mi marido, Guillermo Echeverría, acaba de salir publicado hoy. Se titula: "Extremo cuidado".

 La revista que lo publicó es nada más ni nada menos que NM, en su #37 (la cual dirige Santiago Oviedo). Una de las revistas en línea y gratuitas más importantes de habla hispana.

 En este número  salió también un impresionante cuento de Facundo Córdoba ("Fenrir y el párroco" ) otro integrante de nuestro taller y un excelente escritor.

 Muy feliz de empezar el mes con esta noticia tan buena.


viernes, 31 de julio de 2015

¡Otra hermosa reseña!

Segunda reseña, preciosa. Muchísimas gracias.

BLOG: Every fairytale needs a good old-fashioned reader


BOOK REVIEWS: MEMORY BY TERESA P. MIRA ECHEVERRÍAI received a free e-version copy of this story
from the publisher in exchange for an honest review. Thank you so much!This novelette, written by an Argentine author,
is the story of Jedediah, a Mars colonizer, who tells his story from his
younger years to his adulthood. Jedediah’s life was always marked by the
silence of his father, the dustiness of Mars, his solitude, and his neighbor’s
pink car. One day, he meets Ajax, a native, one of the people who were
genetically created and modified to the terraforming of Mars. The natives’
lives should be entirely devoted to making Mars a suitable place for humans.
Later, they would be used as slaves. Ajax was one of the leaders of the
revolution intent on freeing Mars from human captivity. Even though they only
met once when Jedediah was young, a connection was formed. Jedediah grew,
started working, and then set off to find Ajax. Meeting him, he found more than
he was expecting: he found love, a sense of belonging, a home.  The
novelette is divided into several short pieces, each one telling a little bit
of Jedediah’s growth and how he views the planet he lives on. We get to see his
childhood, his adulthood, and his own children and how Mars modifies them and
connects them. It was a lovely narrative about human behavior,
emotions and actions: colonization, coming of age, love, sexuality, family,
right and wrong, memory, and many other themes were discussed in this short
narrative. The singularity of Mars gave space to a singular narrative, in which
different characters, perspectives, and situations were intertwined to form a
unique, and sometimes thought-provoking, story. The importance of memory and
its role, how it modifies the way we behaved was explored in a different way,
in which the consequences of one’s actions could transform the future radically
and alter not only the person’s reality, but the reality of a whole world. I would recommend this novelette if you are
interested in a quick, deep read and, of course, if you like science fiction
stories!
BOOK REVIEWS: MEMORY BY TERESA P. MIRA ECHEVERRÍA
I received a free e-version copy of this story from the publisher in exchange for an honest review. Thank you so much!
This novelette, written by an Argentine author, is the story of Jedediah, a Mars colonizer, who tells his story from his younger years to his adulthood.
Jedediah’s life was always marked by the silence of his father, the dustiness of Mars, his solitude, and his neighbor’s pink car. One day, he meets Ajax, a native, one of the people who were genetically created and modified to the terraforming of Mars. The natives’ lives should be entirely devoted to making Mars a suitable place for humans. Later, they would be used as slaves. Ajax was one of the leaders of the revolution intent on freeing Mars from human captivity. Even though they only met once when Jedediah was young, a connection was formed. Jedediah grew, started working, and then set off to find Ajax. Meeting him, he found more than he was expecting: he found love, a sense of belonging, a home.
The novelette is divided into several short pieces, each one telling a little bit of Jedediah’s growth and how he views the planet he lives on. We get to see his childhood, his adulthood, and his own children and how Mars modifies them and connects them.
It was a lovely narrative about human behavior, emotions and actions: colonization, coming of age, love, sexuality, family, right and wrong, memory, and many other themes were discussed in this short narrative. The singularity of Mars gave space to a singular narrative, in which different characters, perspectives, and situations were intertwined to form a unique, and sometimes thought-provoking, story. The importance of memory and its role, how it modifies the way we behaved was explored in a different way, in which the consequences of one’s actions could transform the future radically and alter not only the person’s reality, but the reality of a whole world.
I would recommend this novelette if you are interested in a quick, deep read and, of course, if you like science fiction stories!

lunes, 27 de julio de 2015

Primer reseña de "Memory" en inglés y es... WOW

¡Realmente, no podría estar más feliz!

MEMORY by Teresa P. Mira de Echeverría is a Mind Expanding Sci-Fi Read

REVIEW SUMMARY: Memory is a lyrical meditation on the nature of love when it is freed from Earth-bound traditions.
MY RATING:  
BRIEF SYNOPSIS: When a human and Martian “native” fall in love, their union and their work reversing the terraformation of Mars forces them to consider the nature of memory and their own expectations for the future.
MY REVIEW:
PROS: Graceful style;compelling characters.
CONS:  A bit too compressed at certain points in which years are skipped over quickly.
BOTTOM LINE: Read Memory if you like expanding your mind and reading a good story at the same time.
There are so many reasons why I love this novelette, but the main one is that Argentine author Teresa P. Mira de Echeverría subverts expectations so gracefully and expertly (and this comes through clearly in Lawrence Schimel’s translation from the Spanish). Originally published in Terra Nova: An Anthology of Contemporary Spanish Science Fiction,Memory functions well as a free-standing novelette, raising numerous tantalizing questions and ideas in the reader’s brain without offering much closure.
And while Memory is labeled “science fiction” because of its Martian setting, genetically-engineered characters, and discussions of terraforming (and its reverse!), it is ultimately a book about love that transcends genre. Here we have the story of a human boy (Jedediah) who is drawn to a Martian “native” (Ajax)- one of the genetically-engineered humans sent to Mars hundreds of years before to terraform the planet. These natives are ostracized by the humans living on Mars, and they live in their own peripheral communities.
Jedediah grows up determined to leave his neglectful father and join Ajax to work with him on returning Mars to its pre-terraformed state. Ultimately, Jedediah and Ajax acknowledge their mutual love and commit themselves to one another for life. Mars, though, is not Earth, and its inhabitants are not bound by traditional human beliefs about marriage and binary relationships. Rather, this new civilization forged by native-human relationships is all about multiplicity and generosity. Many of the family units contain three, four, and even five members who have committed themselves to one another. The children that they have are raised by the entire unit.
What makes this story especially compelling is Ajax’s ability to see his memories of the future: as he explains to Jedediah, “One part of my memory works forwards…Glimmerings of you have always accompanied me.” Memory, for Ajax, then, is not simply a calling-up of the past, but also a way to choose a specific future, one that includes a beloved partner. In this way, memory is an active thing: the natives can choose certain paths based on a preferred future, just as they can reverse the terraforming process that they themselves initiated hundreds of years before. A memory of Mars as it once was informs their drive to take it back from Earth, even though the natives themselves came from Earth, too.
In many ways, Memory reminds me of Bradbury’s The Martian Chronicles in terms of the latter’s use of Mars as a kind of exotic backdrop to the human drama that plays itself out. De Echeverria, like Bradbury, is interested less in the science of Mars and more in what it means for humans to colonize and change another planet- what does this do to humans’ perceptions, beliefs, and desires? How does a radically different environment change how we think about what it means to be human?
Most interesting of all, to me, is how much Memory makes me think about a famous novella (Death in Venice) by my favorite author of all time (the German writer Thomas Mann). Mann’s story, too, explores desire and “unconventional” love and its connections to art, memory, and death. Unlike Memory, though, Death in Venice despairs for a world in which love isn’t policed and bounded. De Echeverria’s story, in its lyrical and ultimately positive portrayal of non-binary, expansive love, seems like the answer to Death in Venice‘s question.
Memory would work wonderfully expanded into a full-length novel, since it seems so compressed in its current form (jumping ahead over years, etc.). Nonetheless, de Echeverría offers us a unique vision of human evolution- both biological and social- and she does this with lyricism and grace.